Blockchain y fintech: la revolución pendiente – ITespresso.es

La escena financiera emergente se prepara para el desarrollo del blockchain, la tecnología nacida de criptomonedas, y sus usos y aplicaciones.

En el principio estaba el Bitcoin. La primera criptomoneda surgía en 2009 como forma de pago electrónica directamente entre usuarios. Una moneda virtual que se genera en la red, de forma colectiva y, sobre todo, descentralizada, sin necesidad de autoridades bancarias o regulatorias que gestionen su uso o tasen su valor. Los bitcoins se crean de forma digital, como recompensa a personas o programas que se dedican a resolver complicados problemas matemáticos. Es la minería de bitcoins. Y en el mundo digital permanecen, ya que no tiene versión papel: se transfieren electrónicamente, casi de forma instantánea, y se usan para este tipo de operaciones.

Así explicado suena a ciencia ficción, sí. Pero en el primer momento de fervor hizo soñar con un escenario en que las divisas tradicionales quedarían desfasadas por este complicado sistema. Ese momento pasó. O, mejor dicho, todavía estamos aguardando a que el Bitcoin y sus sucesoras se impongan: la Universidad de Cambridge estima que en 2017 habrá entre 2,9 y 5,8 millones de usuarios activos de monederos de criptomonedas. Esto es entre un 0,03 y un 0,07% de la población mundial. Ni siquiera el 1%. Aunque, eso sí, su incremento es destacable, de los entre 0,3 y 1,3 millones de monederos que calculaban en 2013.

Ver Completo: Blockchain y fintech: la revolución pendiente – ITespresso.es

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *